domingo, 20 de diciembre de 2009


La piedra

de Miguel Crispín Sotomayor - La Habana - Cuba




P.A. fernandez y M. C. Sotomayor


La piedra


Tomo esta piedra
la palpo, la sopeso,
la alzo y la imagino volar.
Si fuera geólogo la llamaría: roca
y sabría su origen, composición,
uso y hasta nombre científico,
pero no lo soy.
Por eso, simplemente: una piedra,
recogida del borde de un camino,
extraída del medio de una calle.
Si la guardo
nadie se ocupará de mí
y todos me seguirán llamando Miguel, Juan, Pedrito o María,
en Honduras,
y Yasser, Hanni, Ahmad o Murad,
en Palestina.
Pero, si la lanzo
a soldados y policías represores
entonces
algunos me llamarán: terrorista.



Publicar un comentario